viernes, 7 de octubre de 2011

SENTENCIA DE LA MINA DE CARBÓN A CIELO ABIERTO DEL FEIXOLÍN : " PA CAGARSE"

Hay veces que uno no entiende a la justicia. Se le aplica con todo el rigor del mundo al que apenas puede defenderse y en cambio se es benevolente con aquel que es poderoso.
La notícia que vais a ver a continuación resulta una auténtica burla al estado de derecho y por consiguiente a todos los que habitamos en esta tierra nuestra que evidentemente es la de todos - LACIANA.
¿Que es lo que hace falta para que se aplique la ley?. Y que pasa, ¿que todo el destrozo ocasionado no tiene ningún valor?, y ¿no van aparecer culpables?.
Así es como la mina a cielo abierto del Feixolín esta actualmente:

Este es el boquete que nos ha dejado el empresario Victorino Alonso
Esta es la notícia aparecida en EL PAÍS:

La mayor multa ambiental se queda en casi nada

Un juez baja la sanción a una minera de 129 millones a 800.000 euros - MSP horadó sin licencia un monte protegido





Los 129 millones de euros de multa que recibió la empresa Minero Siderúrgica de Ponferrada (hoy Coto Minero Cantábrico) por explotar durante una década una mina a cielo abierto sin licencia urbanística ni ambiental se han quedado en solo 800.000 euros. El juez de lo contencioso administrativo número 2 de León, Fernando Javier Muñiz, ha rebajado la sanción a menos de la centésima parte porque considera que la empresa apenas ganó dinero durante la explotación de la mina El Feixolín (Villablino, León).

      La noticia en otros webs

      La minería a cielo abierto en León vive artificialmente gracias a las subvenciones del Ministerio de Industria. La empresa MSP, que luego se fusionó con Hullas del Coto Cortés para dar lugar a Coto Minero Cantábrico, es la mayor del sector, y recibe al año más de 100 millones de euros en subvenciones de Industria para mantener la producción eléctrica con carbón nacional. Eso no solo ha aumentado las emisiones de CO2, sino que ha generado problemas ambientales. La Comisión Europea ha criticado duramente a España por permitir estas grandes explotaciones (que, literalmente, horadan la montaña) sin permisos, y ha llevado a España ante el Tribunal de Justicia de la UE por incumplir directivas europeas de protección natural en el Valle de Laciana.
      La explotación más polémica ha sido, probablemente, El Feixolín, incrustado en una reserva de la biosfera, zona de interés comunitario, de especial interés para las aves, perteneciente a la Red Natura 2000 y hábitat del urogallo y el oso pardo. Pese a carecer de licencia urbanística y ambiental, la mina funcionó durante 12 años sin problema, hasta que en 2007 un juez ordenó su cierre inmediato. Antes, el Ayuntamiento le había impuesto una sanción de 170 millones, que rebajó a 129, que era lo que calculaba que había ganado la empresa en la mina entre 1995 y 2006.
      La empresa recurrió y ha conseguido en parte su propósito. En la sentencia, del 15 de septiembre, el juez considera que el cálculo era excesivo, ya que "existe una enorme dificultad para concretar la existencia de un beneficio referido a la explotación de El Feixolín" y añade que hay que tener en cuenta que la restauración de la mina absorbería el beneficio.
      Carlos González Antón, abogado que ha llevado el caso contra la empresa, señala que la indemnización "sería importante si no fuera por el destrozo realizado. El Algarrobico comparado con esto es diminuto. El Feixolín son 200 hectáreas en un espacio protegido durante 10 años". El abogado representa a un vecino, Antonio Arias Tronco, que lleva años litigando contra la mina porque le afectaban las voladuras.
      La empresa, propiedad de Victorino Alonso, y la mayor del sector del carbón, anunció ayer a través de un portavoz que piensa recurrir.
      Filón Verde, una asociación de la zona contraria a los cielos abiertos, calcula que la empresa recibió entre 1998 y 2009 unos 1.168 millones de euros en subvenciones (sin contar los que recibe la otra minera de Alonso). Luis Álvarez, secretario de Filón Verde, sostiene que "lleva más subvenciones que Iberia, y que con eso podría mantener a la plantilla sin sacar carbón". Filón Verde está compuesta en buena medida por exmineros, y considera que "rebajar la multa a esa cantidad irrisoria" es "una burla". El historial judicial del Feixolín, y de otros cielos abiertos de la comarca, daría para escribir un periódico. Pero si se muere la producción no parece que vaya a ser por problemas judiciales.


      6 comentarios:

      Irma dijo...

      ¡¡Qué vergüenza y cuanto sinvergüenza!! pero somos el país de aquí no pasa nada.

      Un abrazo utópico, Irma.-

      ESTEBAN RUIZ dijo...

      Desde luego en este país no somos más tontos porque no queremos…
      No dice la Constitución en el articulo 45"Todos tenemos derecho a un medio ambiente...
      Las decisiones judiciales, dejan mucho que desear sobre lo que sería más adecuado para la ciudadanía o para el medioambiente. Las herramientas juristas parecen que están anticuadas y no adaptarse a la realidad. Los ciudadanos muchas veces nos preguntamos ¿Para quién trabajan los jueces? Indignante.

      OZNA-OZNA dijo...

      esto es de vergüenza , no podemos quedarnos de brazos cruzados ante tal barbarie.

      Anónimo dijo...

      Amigos de laciana nos tratan por tontos pero no vamos a darle respiro y seguiremos luchando el 15 O salid a la calle y el 20 N no les voteis por que la dignidad la estamos perdiendo o nos la dejamos robar un abrazo pal valle

      ManoloB dijo...

      Para Esteban Ruiz: respondiendo a tu pregunta, los jueces trabajan para cumplir la ley, la ley que no hacen ellos y que, muchas veces, no les gusta, pero que están obligados a aplicar. El ayuntamiento de Villablino, después de consentir la explotación durante décadas, se descolgó con una multa imposible e ilegal, que habría sido anulada por cualquier juez. Eso no quita la responsabilidad de Victorino, pero a cada uno lo suyo. Nada más fácil que echarle la culpa al juez y atender a filtraciones interesadas, de las partes o de sus abogados. Paradójicamente, puede ser muy consolador creer que el juez está "conchabado" con el empresario y que hay una conspiración universal para proteger a los infractores, pero la realidad es muy diferente. El mundo es considerablemente más complejo y el Derecho ambiental más aún. Lo siento por aquellos que quieren simplificar la realidad repartiendo papeles de buenos y malos.

      agustín lasai rodríguez dijo...

      NO voy a decir lo mismo que las personas que ya bien lo lo han manifestado al mostrar su indignación. Solo digo que no paremos, ADELANTE!
      Saludos

      Related Posts with Thumbnails